martes, 25 de abril de 2017
Congreso del Estado XXXI Legislatura

El Congreso del Estado de Nayarit

DIFUNDE LAS TRADICIONES MEXICANAS DEL DÍA DE MUERTOS

Otros comunicados

foto
  • En el patio central del Poder Legislativo y en la Calzada del Panteón Hidalgo, el Voluntariado de la Cámara de Diputados instala altar de muertos a dos destacados nayaritas.

Tepic, 30 de octubre del 2015.- A fin de conservar y fortalecer las tradiciones y cultura mexicanas, la Trigésima Primera Legislatura a través del Voluntariado que dirige la señora María del Rosario Martínez de Segura, participa en las festividades del Día de Muertos con la instalación de Altares que hacen homenaje a dos destacados nayaritas.

El Altar de muertos instalado en el patio central “Presidente Venustiano Carranza Garza” del Congreso del Estado, es en honor al ex diputado local Nicolás Carrillo Palomera, nacido en la Presa Municipio de Santiago Ixcuintla el día 6 de diciembre de 1933 y quien fue diputado local de las legislaturas Décimo Sexta, Décimo Novena y Vigésima Primera del Congreso del Estado de Nayarit, en las que logró importantes acuerdos parlamentarios a favor del sector campesino.

Una más de las funciones que realizó Nicolás Carrillo Palomera fue la de Juez en la comunidad de la Presa, Municipio de Santiago Ixcuintla, se desempeñó también como Secretario General del Comité Regional Campesino y como Presidente Municipal del Ayuntamiento de Santiago Ixcuintla en dos ocasiones.

Un Altar más a instalar es en homenaje al General Esteban Baca Calderón, mismo que se ubicará a partir de este sábado en la Calzada del Panteón Hidalgo de Tepic para participar en el festival denominado “Unidos por nuestras Tradiciones”, e informar a los ciudadanos sobre la vida de este destacado General nayarita nacido en la comunidad de Real de Acuitapilco, municipio de Santa María del Oro en 1876 y quien fue el encargado de redactar el pliego de la Huelga de Cananea, además de ser Gobernador provisional de Nayarit en el sexenio del Presidente de la República Emilio Portes Gil.

De esta manera la Trigésima Primera Legislatura y el Voluntariado del Congreso Local, una vez más contribuyen a la promoción y conservación de una de las tradiciones más representativas de la cultura mexicana.